aragontambientienesed@hotmail.com
Si quieres aportar algun trabajo al blog envia mensaje al correo
Image and video hosting by TinyPic
Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic ENLACES FALLIDOS
SI QUEREIS QUE SE SUBAN DE NUEVO ENLACES QUE NO FUNCIONAN
SE SUBIRAN UN MAXIMO DE TRES POR DIA ATENDIENDO A LA PRIORIDAD
DE VUESTRA LLAMADA,ENVIAR MENSAJE PARA ELLO A:
aragontambientienesed@hotmail.com

martes, 25 de abril de 2017

LA RONDA DE BOLTAÑA-CONCIERTO 25 ANIVERSARIO TEATRO PRINCIPAL (ZARAGOZA) 16-04-2017

La Ronda de Boltaña ha cumplido 25 años en enero, y aunque la primera celebración, como es lógico, fue en su localidad natal,
hoy el aniversario se viste de largo sobre el escenario del Teatro Principal de Zaragoza (19.30).
Las entradas se agotaron hace semanas. ¿Qué es lo que se verá y escuchará sobre las viejas tablas del coliseo zaragozano?
"Va a ser un espectáculo diferente a todos los nuestros –señala Manuel Domínguez, uno de los fundadores–,
porque vamos a contar y cantar nuestra propia historia, acompañada de imágenes y de texto. Va a haber, también, algún invitado sorpresa".

La cita es, pues, un acontecimiento musical, y llega una semana antes de que el grupo reciba, el próximo 23 de abril,
la Medalla de las Cortes de Aragón, concedida "por defender la identidad y recuperar las raíces de la tierra
a través de la música tradicional". En ese acto no habrá más música que la oficial. "No es un día para cantar –asegura Domínguez–,
no podemos saltarnos el protocolo". El grupo prepara también unas ambiciosas jornadas de música popular para finales de julio en Boltaña.

Mucho ha llovido desde que hace 25 años varios amigos decidieran recuperar la ancestral costumbre de la ronda en Boltaña.
"La verdad es que no pensábamos llegar hasta donde estamos, pero una cosa llevó a la otra, y así hasta hoy –relata Domínguez–.
Éramos un simple grupo de amigos que tocaba en el ‘Palotiau’ de Boltaña, que hacíamos música para divertirnos.
Alguien dijo que podíamos recuperar la ronda, lo hicimos, nos empezaron a llamar, las canciones conectaron con la gente,
nos subimos al escenario, llegaron los discos... Todo se fue encadenando.
Al principio no teníamos nombre ni casi queríamos tenerlo, así que nos llamamos La Ronda de Boltaña".

Novecientas actuaciones y conciertos después, el grupo es uno de los grandes clásicos de la música aragonesa,
con un estilo propio en el que se funden lo contemporáneo con la recuperación de lo tradicional.
Hoy el componente lúdico sigue siendo la piedra angular de su trabajo.
"A pueblos pequeños,vamos incluso pagándonos el transporte", añade Ignacio Pardinilla,
otro de los componentes del grupo. Pero hay diferencias entre la calle y el escenario.

La calle y el escenario

"Cuando la gente va de ronda se lo tiene que pasar bien, debe disfrutar,
y ahí nosotros ni somos ni debemos ser protagonistas de nada –subraya Domínguez–.
Es una celebración en la que la gente se encuentra y se reencuentra, charla, baila, canta...
Tenemos una canción, ‘Relájate y ronda’, en la que lo contamos cómo la entendemos nosotros.

En el escenario, el grupo es el mismo pero, también, diferente. "Sufrimos mucho hasta que encontramos un equipo técnico
como el de Juan Buil, hasta que nos encontramos seguros de qué es lo que había que hacer.
Al final, trazamos una especie de ceremonia en la que todo el mundo entre el público sabe más o menos
lo que va a pasar en cada momento. O, al menos, sabe cómo va a terminar".

Ese público ha ido creciendo año tras año porque el grupo ha sabido, como pocos,
conectar con el sentir de los aragoneses. "Todas las tierras tienen problemas,
y en algunas son más graves que los que padecemos aquí. Nuestras canciones hablan de todo lo que es la vida tradicional
en lugares pequeños. Lo único que hemos hecho es darle voz a los pensamientos de muchos aragoneses.
El reto más importante que tiene hoy nuestro país es mantener vivas las zonas rurales.
No podemos mirar al futuro perdiendo lo más esencial de nuestras raíces.
Es responsabilidad de todos el lograr que nuestros pueblos pequeños sean habitables.
De todos: de los políticos y de los que los habitamos".

"Los problemas siguen siendo los mismos de hace 20 o 25 años –añade Pardinilla–.
Nuestros pueblos están en decadencia, se quedan cada vez más vacíos".
En La Ronda de Boltaña son conscientes de que algunas de sus canciones son himnos populares.
Algunas en el sentido más literal de la expresión: ‘El país perdido’, por ejemplo,
fue adoptado como himno oficial de Sobrarbe en 1998. "País de silencios, de ausencias y olvidos,
tristes montes y soledad. País sin historia, pueblo sin raíces, carrasca que se secará...".

"Cada canción tiene un nacimiento distinto –afirma Domínguez–, pero no solemos poner música a una letra ya escrita.
Algunos de nosotros componemos músicas que, rodando el tiempo, acaban teniendo letra.
Una canción primero es un sentimiento, luego una música y finalmente una letra".

La Ronda de Boltaña cumple 25 años. Manuel Domínguez echa la vista atrás
y los resume con una frase genial: "Los primeros siete años ardimos como fuego de aliaga. Hoy somos fuego lento".

Información obtenida desde: http://www.heraldo.es/noticias/ocio-cultura/2017/04/16/la-ronda-boltana-cumple-anos-celebra-hoy-sobre-escenario-del-principal-1170178-1361024.html

TODA INFORMACION DE LA RONDA DE BOLTAÑA DESDE SU WEB: http://www.rondadors.com/